Biografí­a Daniela Henrí­quez

“Daniela Henrí­quez”nace el 19 junio de 1980 en la ciudad de Concepción. Sus primeros contactos con la música se producen precisamente en el seno de su hogar penquista, recordando escuchar a diario boleros junto a su padre, un eterno aficionado a la música. Sin embargo, descubrirí­a recién a los 12 años su verdadera pasión por el canto, participando en diversas actividades de está í­ndole en su colegio. Es a partir de esto, que comenzarí­a a ser recomendada para participar en cuanto festival hubiera en la región.

A la edad de 12 años, su padre le regala la primera guitarra acústica. De esta manera es que decide estudiar guitarra popular y comienza a dar forma a sus primeras composiciones.

Con 15 años, y estando en el pre-coro de la Sinfónica de Concepción, se instruye en técnicas de canto y se producen las primeras amistades con músicos. Así­ conoce a Carlos Ilabaca, al cual accede tí­midamente a mostrar su trabajo autoral y éste la incentiva a formar un trí­o junto a José Neira, para participar en el festival que año a año organiza el colegio Alianza Francesa de la ciudad, que a modo de anécdota, también en alguna de sus versiones vio pasar a unos jóvenes talentos que se hací­an llamar “Los Tres”.

Luego de algunas participaciones en distintos festivales dentro del trí­o, Daniela es llamada a postular a la única versión de Escuelas de Rock realizada en Concepción, mandando modestas grabaciones caseras, sólo con su voz y guitarra. Finalmente, recibe el llamado que confirmaba la aprobación en las escuelas, para su gran sorpresa.

Es en 1997 que entra oficialmente a Escuelas de Rock, donde, entre clases con el ex prisionero Claudio Narea y el excéntrico Florcita Motuda, conoce y forma una amistad con sus compañeros ílvaro López, Gonzalo López y Francisco Durán (actualmente “Los Bunkers”), produciéndose una honesta admiración hacia ellos. Después del intenso perí­odo de clases, se llama a audicionar a todos quiénes participaron. Sólo cinco serí­an los elegidos de Concepción para grabar un tema que serí­a editado en la compilación de las escuelas. Daniela, nuevamente, expone su voz y guitarra e interpreta el tema “Espejo”, con el que clasifica para el disco, canción que se graba en Santiago en los desaparecidos Estudios Constantinopla, con la colaboración de “Tito Escárate”en la producción.

Es en la instancia de lanzamiento de la producción en Concepción, que acudirá a unos músicos que tiempo antes la habí­an invitado a ser la voz de su banda, la cual no prosperó en ese momento. Así­ forma su primera agrupación para este momento especial junto a Claudio Bustos en la guitarra, Patricio Ramí­rez en bajo y Manuel Basualto en baterí­a (“ílvaro Henrí­quez”y “Los Tres”). Luego de esa presentación fundan “Claroscuro”, que dura poco más de dos años y sin mayores resultados. Mientras en la prensa escrita local se le tildaba como la nueva musa del rock penquista”(Rodrigo Pincheira, destacado periodista de espectáculos de Diario El Sur), a raí­z de su participación en las Escuelas de Rock, “Daniela Henrí­quez”prosigue componiendo en solitario, armando los temas junto a Claudio Bustos.

Es en 2001 que sufre una crisis vocacional que la alejó de mayores ambiciones, haciendo canciones sólo en su intimidad.

Llegando el año 2004, una vez pasada la tormenta, decide un cambio radical en su vida, viajar a vivir a Santiago. De inmediato comienza a golpear puertas y llega al sello multinacional Sony Music, donde en reunión recibe la oferta de hacer temas para uno de los cantantes de “Rojo, Fama Contra Fama”, la cual desecha. Posteriormente, con la noticia de la venida de un hijo, y tras complicaciones en el perí­odo de embarazo, una vez más cae en una depresión.

Con la llegada de su hijo, decide dedicarle todo el 2005 a su cuidado debido a dos crisis de apneas que sufrió su primogénito antes de cumplir el mes de vida.

Corriendo principios de 2006, recibe un llamado desde la ciudad penquista que le informa que un tema suyo suena sorpresivamente en una radio local, lo que se encarga de corroborar. Ese hecho marcará el punto de remotivación. Con la ayuda de su amigo Claudio Bustos, comienza la grabación de maquetas y busca opiniones del mundo de la música y aficionados. De esta manera, es invitada a telonear en septiembre a “Gonzalo Yáñez”(ex “No Me Acuerdo”y “Los Prisioneros”) en Espacio Cero en Concepción, y a la vez, a participar de una compilación de nuevos talentos de la escena local, llamada “Disconectar”, a través de la cual debuta en escenarios santiaguinos (SCD Vespucio) junto a “Los Cracks”y “Moisha”, en enero de 2007.

Hoy, “Daniela Henrí­quez”está más motivada que nunca por sacar adelante su proyecto como cantautora, es por eso que pretende darle énfasis a las presentaciones en vivo y a lo que será su primer disco, el que estará bajo la atenta mirada en la producción y que en este momento se encuentra en pleno proceso de pre-producción.

Por Joaquí­n Aravena, Periodista Radio Uniacc.
Actualización, marzo 2007.
Fuente: http://www.myspace.com/danyhenriquez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *