Biografí­a NAPALí‰

Napalé

Napalé se inició como conjunto en agosto del año 1982, siguiendo la huella de la Nueva Canción Chilena. Son cultores acérrimos de la música de raí­z folclórica con evidente estilización en el lenguaje instrumental y vocal. Dominan un dialecto propio, arraigado en la combinación equilibrada entre dos mundos: el de la música de tradición escrita y el de la expresión popular latinoamericana. Desde su génesis, Napalé orientó sus esfuerzos hacia una concepción estética que reúne en un solo proceso creativo diferentes fuentes simbólicas que componen la identidad cultural de los latinoamericanos ciudadanos del mundo, hermanan instrumentos vernáculos de la región andina americana, junto a otros asociados la tradición musical orquestal, erudita y folclórica de Europa.

En la actualidad, de los integrantes originales quedan Ernesto Pérez (voz, tiple y guitarra) y Alejandro Ibarra (voz, percusión, clarinete y zampoña), a ellos además se sumaron después Jorge Lillo (voz, guitarrón mexicano, contrabajo, zampoña, quena y percusión adicional), Ignacio Ugarte (voz, guitarra, zampoña, tiple y percusión adicional), Rodrigo Arratia (voz, zampoña, quena, cuatro, charango, tiple, guitarra y percusión adicional), Rodrigo Garcí­a (voz, violoncello, rabel y percusión adicional) y Carlos Miranda (voz, flauta traversa, cuatro, charango, quena, zampoña y percusión adicional).

La primera grabación del grupo fue Napalé, cinta que contó con el patrocinio del Centro de Estudios Brasileros y el Comité Suizo de Solidaridad con Chile en 1986 e incluyó composiciones de Luis Advis, Gustavo Becerra, Marcelo Coulón y de Rodrigo Pérez (ex-director musical del grupo).

Luego, registraron el casete Crónicas, un trabajo producido conjuntamente por el sonidista Eduardo Vergara (de Congreso, Los Jaivas, Illapu) y Rodrigo Pérez que fue editado por el sello Alerce. Este registro incluye composiciones del conjunto y poesí­a del Canto General de Pablo Neruda en la obra Se unen la tierra y el hombre.

Para la celebración del cincuentenario de la recepción del Premio Nobel de Gabriela Mistral, musicalizaron los poemas de su obra Desolación, combinándolos con la Suite Tic-Tac, pieza conformada por cuatro movimientos compuestas para una obra de teatro infantil estrenada en Santiago a fines de los años ochentas.

El repertorio de Napalé también se nutre por Divertimento macabro, obra que enfoca de particular forma la transculturización de la fiesta de La Tirana y Escualo de Astor Piazzolla.

Napalé marcó presencia fuera de Chile en escenarios de Rusia, Suecia, Holanda, Bélgica, Alemania y Dinamarca en 1985, y en dos oportunidades a Brasil, en 1988 y 1989, con gran recepción de público y entrevistas y presentaciones en radio y televisión.

Sus cantos son parte de una historia musical inscrita en la memoria de quienes crecieron en Chile en los ochentas, en los ritos colectivos del canto en vivo gracias a conjuntos como estos y otros hoy ausentes de las crónicas pero no olvidados.

Discografí­a:

Napalé (1986)
Crónicas (1992)
Amor que Calla y Suite Tic-Tac (1993)
Frontera Sur (2003)

Página Oficial de Napalé:

http://www.napale.cl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *